¿Desgravar los gastos de vivienda? ¿En que casos?

como-tributa-el-alquiler-en-la-rentaEn primer lugar, precisar antes de nada, que esa parte de la vivienda que destinarás a tu actividad ha de serlo para una actividad profesional (nunca comercial).

Cabe distinguir casuística, entre el usuario de la vivienda y otros profesionales que accedan a trabajar con él:

1.- En el primer caso, el importe de los gastos deducibles estará en conjunción con el porcentaje de la vivienda utilizada para la actividad profesional, la cual deberá ser informada a la Agencia Tributaria a través de una declaración censal.

Dicho lo anterior:

  • si la vivienda es de propiedad, podrás deducirte los impuestos locales (IBI, tasas de basura, etc.), comunidad de vecinos, amortización fiscal del inmueble, intereses del préstamo hipotecario y el seguro de hogar (evidentemente, al declararlos en su impuesto trimestral no lo puede hacer en la Declaración anual de la Renta, como gastos deducibles).

También podrán imputarse, al 100%, los gastos y las cuotas de IVA en el equipamiento del despacho: mobiliario, equipos informáticos, etc.

  • si es en alquiler, podrás deducirte la parte proporcional del importe de las cuotas satisfechas al arrendador atendiendo al porcentaje de la casa dedicado a la actividad profesional. Y si en las cuotas de alquiler se incluyen conceptos como los gastos de comunidad o los impuestos municipales, también podrán incluirse como gasto deducible en IRPF, en la proporción indicada.

2.- Para el caso de otros profesionales (ni propietarios, ni inquilinos) que trabajen en esa habitación, convertida en estudio/oficina, es más sencillo: tendrán un contrato de alquiler de esa habitación y se le girará un recibo cargando el correspondiente IVA y retención de IRPF, con lo que ese gasto sería directamente deducible.

Para este segundo caso, el propietario deberá cursar la correspondiente alta en Hacienda, bajo el epígrafe de alquiler de locales, liquidar el correspondiente IVA trimestralmente y declarar el beneficio que obtenga con el alquiler.

En el caso que no sea propietario (sino que vives de alquiler) primero tienes que contar con la autorización expresa del propietario de la vivienda, ya que realquilar la casa sin permiso es motivo de rescisión de contrato. Además, el propietario de la vivienda tendrá derecho a exigir una compensación por permitir el subarriendo de parte del inmueble.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s